Fallido intento para dividir a burócratas en Oaxaca; Julián Estrada y su falsa lucha sindical

 

Francisco Vásquez

Oaxaca, México.- El ex candidato de la planilla negra a la dirigencia del Sindicato de Trabajadores de los Poderes del Estado e Instituciones Descentralizadas de Carácter Estatal de Oaxaca (STPEIDCEO), Julián Estrada Lara, conocido como El Potro, tuvo un rotundo fracaso en su intento de crear otro sindicato, esto en contubernio con su titiritero Joel Castillo Pérez.

La Junta de Arbitraje para los Empleados al Servicio de los Poderes del Estado (JAESPO), rechazó su solicitud de toma de nota para que fuera aprobada la creación del Sindicato de Empleados del Gobierno del Estado de Oaxaca (SEGEO), idea que le nació a Estrada Lara y Joel Castillo tras perder las elecciones para presidir el STPEIDCEO en el pasado mes de abril.

Cinco meses después, Julián Estrada, hizo circular en la prensa local que ya se había creado el sindicato, incluso, repartió entre sus allegados las secretarías que integrarían al presunto Comité Ejecutivo “electo” para el período 2018-2022, esto solo demostró la ambición de poder del Potro, quien busca dividir al gremio de burócratas para beneficios personales.

Ambición de poder

Según fuentes, el pasado viernes 30 de noviembre, Julián Estrada Lara, para tratar de esconder su fracaso y continuando con su ambición de poder, convocó a los burócratas a una convivencia de fin de año en el salón SAGARPA, ubicado en la colonia Víctor Bravo Ahuja del municipio de Santa Lucía del Camino, en los Valles Centrales.

Ahí también quedó claro que su poder de convocatoria cayó estrepitosamente, además que se ignora de dónde sacó los recursos para realizar el convivio, aunque varios burócratas acusan al Potro de haberse vendido al partido Morena quien sería su patrocinador.

Asimismo, los trabajadores que omitieron sus nombres por razones de seguridad, señalaron que Potro había prometido a miembros de Morena que llegarían más de cinco mil burócratas, con ello les mostraría que tiene fuerza al interior del gobierno de Oaxaca para poder negociar un cargo en la función pública del nuevo gobierno federal.

Con estas acciones, Julián Estrada Lara, reafirmó que a como dé lugar busca lucrar con sus compañeros, enarbolando una supuesta bandera de autonomía sindical a favor de los trabajadores al servicio de los poderes del estado.

Jugosas ganancias

Cabe mencionar que, Julián Estrada Lara cobra en dos empleos sin trabajar en ninguno, pues es empleado de la Secretaría de Finanzas (Sefin) y del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO), donde tiene los niveles más altos y los mejores salarios.